El buen paso de la cúrcuma peruana por el mercado europeo

Si bien India es el principal proveedor en el Viejo Continente, nuestro país está logrando captar interesantes cuotas de mercado en países clave. Se espera que el sector siga creciendo en los próximos años.

Otro de los mercados promisorios que está abriendo la tendencia de alimentación saludable en Europa es el de la cúrcuma. Según el Centro para la Promoción de Importaciones de Países en Desarrollo – CBI, se trata de un segmento muy dinámico especialmente en Reino Unido donde hay 1.1 millones de inidios, 1.1 millones de pakistaníes y 450 mil bangladesíes, quienes tradicionalmente consumen mucho curry con cúrcuma como ingrediente primario.

La cúrcuma es una planta nativa del sur de Asia, donde se le cultiva ampliamiente, pero también se encuentra en las Américas. De hecho, en la lista de naciones productoras se encuentran India, Pakistán, China, Haití, Jamaica, Perú, Taiwán, Tailandia, Indonesia y Madagascar. Los usos de este insumo van desde su rol como especia y aditivo en alimentos o bebidas, hasta cosméticos y productos de salud.

De acuerdo al CBI, el consumo de cúrcuma en Europa se prevé que crezca más de 10% anual en los próximos cinco años, impulsado especialmente por los beneficios a la salud que se le asocian. De hecho, el Viejo Continente representa en la actualidad una quinta parte del total del mercado mundial después de Norteamérica. Se trata de un ámbito que está mostrando interesantes oportunidades para los exportadores.

“En 2018, el total de las importaciones europeas de cúrcuma alcanzaron las 24 mil toneladas. Entre 2017 a 2018, las importaciones crecieron un 13% en volumen y 5% en valor, alcanzando un valor total de alrededor de 50 millones de euros”, detalla la entidad promotora.

Mercados clave
Como se ha mencionado, Reino Unido es el principal mercado para la cúrcuma en Europa y representa de hecho el 30% del total de importaciones del bloque. Le siguen Alemania con 19%, Países Bajos con 16%, Francia con 9%, España con 6% y Polonia con 5%. La plaza inglesa explica su posición con la gran cantidad de sudasiáticos que viven allí, en tanto que la alemana es protagonista como uno de los mercados de alimentos más grandes de la región, en tanto que el caso de Países Bajos tiene que ver con su conocido rol como reexportador de alimentos al interior de Europa.

Cabe resaltar que en el caso de Reino Unido, el 90% de su provisión de cúrcuma proviene de India, seguida muy de lejos como proveedor por Países Bajos con 4% de participación. Más atrás se ubican España, Francia y Alemania.

Sobre Alemania, se estima que el 75% de sus importaciones provienen también de India, mientras que el 6% llega desde Madagascar, 2.5% de Costa Rica y Perú; 2.3% de Tailandia y 1.5% de Nigeria y Myanmar.

Para el Perú el caso de Países Bajos resulta especialmente interesante. Este país importó en 2018 un total de 3.8 mil toneladas de cúrcuma en general, de las cuales 2.7 mil toneladas provinieron de India, pero con Perú en segundo lugar con 541 toneladas. Algo más lejos se ubicaron Tailandia y Costa Rica, que colocaron en esta plaza 69 toneladas y 44 toneladas, respectivamente.

Otros países donde Perú ha tenido presencia han sido Francia con 66 toneladas colocadas, España con 74 toneladas y Polonia con 28 toneladas.

Para el CBI, además de estos grandes espacios, el exportador puede interesarse en países que significan menos del 5% del mercado europeo, pero que se están convirtiendo en grandes importadores de cúrcuma desde el 2014 en adelante. En esta expectante situación se encuentran Italia, Bélgica, Austria y Suecia.

“Hay una sólida y creciente demanda por cúrcuma en Europa. Pero la competencia es feroz, especialmente de proveedores de India. Por ello, la escala de producción y procesamiento es importante para entrar al mercado. Si bien India es el más grande proveedor para el mercado europeo por lejos, en la última década alguos otros países han ido ganando posición en el bloque. El principal es Perú, que está promocionando exitosamente a la cúrcuma bajo el paraguas de ‘Superfood from Peru’. La participación del Perú en importaciones es del 5%”, resalta el CBI.

El reporte puntualiza finalmente que la producción peruana de cúrcuma ha crecido rápidamente en los últimos años, pasando de menos de 400 toneladas en 2018 a casi 1.000 toneladas en 2017 y 2018. Además, observa que las empresas peruanas suelen exportar la cúrcuma al igual que el jengibre, dos de las especies líderes que se producen en el país. Ejemplos de este tipo de empresas son Agro-Expo-Llacta SAC, SupraCorp SAC y Fito Export. Sin embargo, el más grande exportador parece ser La Campiña, que pertenece a una cooperativa de productores orgánicos certificados con muy buen trabajo de promoción.

Fuente: Agraria.pe / 09 de enero 2019

Compartir
l
Si bien India es el principal proveedor en el Viejo Continente, nuestro país está logrando captar interesantes cuotas de mercado en países clave. Se espera que el sector siga creciendo en los próximos años. Otro de los mercados promisorios que está abriendo la tendencia de alimentación saludable en Europa es el de la cúrcuma. Según […]
9

Categorías

Novedades

Lee nuestras novedades y entérate de todo lo que tenemos para informar

X