Ica, cuna del agro costeño

Desde hace muchos años, Ica es una de las regiones con mayor crecimiento en nuestro país, ubicándose en el 2018 como la cuarta región más competitiva del Perú y la tercera con el mayor PBI per cápita, después de Moquegua y Lima, un verdadero ejemplo a seguir.

Hoy en día, esta región de mas de 850 mil habitantes (INEI 2017), es impulsada principalmente por uno de los sectores económicos más dinámicos y con mayor perspectivas de crecimiento año a año: la agroexportación, cuyo desarrollo ha significado una importante fuente de empleo para los ciudadanos y uno de los más grandes remedios para disminuir la pobreza en el Perú, además de contribuir significativamente a que nuestro país sea considerado como un proveedor seguro de frutas y hortalizas para el mundo entero.

Ica tiene más de noventa mil hectáreas de agricultura, pero sólo una fracción de éstas son destinadas a los productos de la agroexportación. En sus tierras, entre muchos y variados cultivos, se producen uvas frescas de excelente calidad, cultivo símbolo de la región, deliciosos espárragos, maravillosas paltas, cebollas, arándanos y granadas, productos que se encuentran dentro del top 5 de la oferta exportadora… ¡motivo de orgullo nacional que llegan a países como Estados Unidos, Países Bajos, Reino Unido, Alemania, España, Suecia, Hong Kong entre varios otros!

Y cómo no mencionar que esta industria ha alcanzado los más altos y exigentes estándares requeridos por los supermercados y consumidores más sofisticados del mundo, estando al nivel de los países más avanzados, que permiten imaginar  a Ica manteniendo en el futuro este liderazgo en cuanto a agroexportación se refiere. 

Y pensar que todo empezó hace miles de años cuando, según el arqueólogo suizo Frederic Engel entre los años 8,500 y 9,000 años antes de Cristo, se asentó en la zona de las pampas de Santo Domingo en Paracas el más antiguo agricultor de nuestra costa. Estamos seguros que no se equivocó en hacerlo, ya que esta locomotora de desarrollo que es la agroexportación no solo impulsa el crecimiento económico de la región sureña, sino que también ha contribuido en gran medida a mejorar los indicadores sociales, como elevar la calidad de vida de sus habitantes a través del pleno empleo con óptimas condiciones laborales y beneficios sociales, la reducción de la pobreza (de 27.3% en el 2004 a 4.71% en el 2018), la disminución de la desnutrición en niños (de 10% en el 2012 a 8% en el 2017) y la disminución de la anemia (de 35% en el 2012 a 29% en el 2017), además otros beneficios otorgados por las empresas del sector en sus distintos programas, tales como alimentación, movilidad, etc. Este es el resultado del esfuerzo de miles de productores de la pequeña, mediana y gran agricultura moderna que día a día hacen posible esta mejora social y económica para su región Ica y para el país.

Ica es un ejemplo de avance y progreso que se debe preservar, es por ello que tanto el Gobierno Nacional como el Gobierno Regional y las Municipalidades deben coordinar esfuerzos y mantener las condiciones para que este sector agroexportador siga desarrollándose. Existen muchos retos aún en Ica, como lograr que se ejecuten los proyectos de infraestructura hidráulica que le den sostenibilidad al agua para las ciudades y que permitan un desarrollo sostenible de esta industria; la transformación del puerto de San Martín como la vía natural para las exportaciones del agro de la región del Sur; la construcción de la autopista hasta Ica, la eliminación de la informalidad y el ordenamiento y planificación de la ciudades; el desarrollo de un transporte multimodal que incluya el transporte por vía férrea; la seguridad jurídica en la propiedad; el desarrollo de capacidades educativas y de I+D+i, entre otros.

Así como nos sentimos orgullosos del Pisco que es nuestra bebida de bandera y llamada el “espíritu del Perú”, sintámonos orgullosos de Ica, cuna de peruanos ilustres como  el narrador y dramaturgo peruano, Abraham Valdelomar y el autor de la letra de nuestro himno nacional, José De La Torre Ugarte, y de uno de los más maravillosos sectores económicos que tenemos todos los peruanos en nuestra costa: la agroexportación.

Por: Gabriel Amaro, Director Ejecutivo de AGAP
Fuente: Diario Correo – Edición Ica / 28 de marzo 2019

X